El Save Posidonia Project presenta la campaña “Posidonia y usos marinos sostenibles en Formentera”

La iniciativa propuesta por Gen-Gob trata de geolocalizar los puntos donde se generan más impactos sobre la posidonia y determinar la salud ambiental de las praderas afectadas por el fondeo de embarcaciones

Presentación de la campaña "Posidonia y usos marinos sostenibles en Formentera"

La presidenta del Consell de Formentera y consellera de Turismo, Alejandra Ferrer junto a los consellers de Medio Ambiente y Sector Primario, Antonio J. Sanz y Josep Marí, asistieron ayer a la presentación de la primera campaña de voluntariado científico “Posidonia y usos marinos sostenibles en Formentera”.

Se trata de una iniciativa que lleva adelante la asociación ecologista Gen-Gob, financiada con parte del dinero recaudado con el Save Posidonia Project y que junto con el proyecto “Antroposi” del IMEDEA fue una de las elegidas el año 2017 por el comité evaluador del SPP para llevar adelante en los siguientes dos años.

Geolocalizar los impactos en el litoral

El estudio del grupo ecologista, que cuenta con un presupuesto de 48.836 euros, consiste en geolocalizar los puntos donde se generan más impactos sobre la posidonia y determinar la salud ambiental de las praderas afectadas por el fondeo de embarcaciones.

Según Marià Marí, coordinador de actividades del Gen-Gob, “una de las acciones de este proyecto es la formación de estudiantes del sector de las ciencias marinas en el estudio, ordenación y gestión de los hábitats submarinos del litoral de Formentera”.

Por su parte la presidenta del Consell, Alejandra Ferrer,  recordó que el “Save Posidonia Project nació del deseo del Consell de Formentera de promover el turismo sostenible y lanzar un plan de acción para recaudar fondos que van destinados, exclusivamente, a la conservación de la planta marina posidonia oceánica y a hacer acciones de difusión sobre la importancia de su conservación que lleguen tanto a residentes como turistas, así como obtener más datos sobre el estado actual de conservación de esta planta marina tan importante para nuestro ecosistema”

Voluntarios

La presentación se realizó en el puerto de la Savina, junto al velero Ryujin -El Dragón de la Mar-, donde desde el pasado 24 de julio y hasta el 5 de agosto, un grupo de voluntarios venidos desde Albacete, Alicante, Murcia, Madrid y Cádiz, llevan adelante sesiones teórico-prácticas para aprender metodologías científicas utilizadas por los técnicos del Área Marina del Gen-Gob “a la hora de caracterizar y evaluar el estado ambiental de las praderas de posidonia oceánica y la presión del fondeo y otros impactos en el litoral de Formentera”, detalló Marià Marí.

Hermanamiento entre Cofradías

En este proyecto también colabora, la Sociedad para el Desarrollo de las Comunidades Costeras (SOLDECOCOS), que aporta la embarcación. Jorge Sáez, el director estratégico de SOLDECOCOS aprovechó el encuentro para entregar al patrón mayor de la Cofradía de Pescadores de Formentera, Iván Pérez, regalos testimoniales para iniciar un proceso de hermanamiento y cooperación entre las cofradías de pescadores de ambos enclaves mediterráneos.

Por otra parte, y proveniente del Ayuntamiento de Cádiz, se le entregó a la presidenta Alejandra Ferrer, una muestra de sal de las salinas gaditanas y una botella de aceite virgen como símbolo de la voluntad de colaboración entre comunidades de la cuenca mediterránea.

 

Comentarios

comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here