Formentera pasará el próximo día 2 de marzo al nivel 3

Los bares y restaurantes podrán abrir sus terrazas con un aforo del 50 por ciento pero continuará el cierre perimetral de la isla y sólo estarán permitidos los viajes esenciales

Los locales de restauración podrán habilitar el 30 % de su espacio interior

Formentera cambiará de nivel a partir del próximo martes día 2 de marzo y pasará a nivel 3. Este cambio de nivel ha sido confirmado esta mañana por la  consellera de Salud y Consumo, Patricia Gómez y la presidenta del Consell de Formentera, Alejandra Ferrer, después de mantener una reunión en Formentera para analizar la situación de la COVID-19.

Las nuevas restricciones que vienen asociadas a este cambio de nivel contemplan medidas especificas para Formentera como reuniones de máximo seis personas de dos núcleos de convivencia y se podrán abrir las terrazas de los bares y restaurantes con mesas de máximo cuatro personas de dos núcleos de convivencia. El aforo de estos establecimientos quedará limitado al  50 por ciento y y la hora de cierre será a las 18 horas.

Formentera continuará cerrada

El cambio de nivel no conlleva cambios en materia de movilidad y, por lo tanto, continuará el cierre perimetral de la isla y sólo estarán permitidos los viajes esenciales.

El toque de queda sigue manteniéndose des de las 22 horas hasta las 6 de la mañana.

Mensaje de concienciación de Alejandra Ferrer

Durante la rueda de prensa la presidenta del Consell de Formentera, Alejandra Ferrer, ha añadido que «no podemos olvidar que esta semana nos ha dejado un vecino de nuestra isla a causa de la covid-19. Con este fallecimiento son ya 6 los formenterenses muertos durante esta pandemia, 691 a nivel balear y 68.468 a nivel estatal”. Alejandra Ferrer ha destacado que “podemos ponernos las excusas continuas, que ya era grande y además tenía patologías previas, pero lo cierto es que muchas de estas personas estarían vivas si no hubieran sido contagiadas de COVID-19”.

La presidenta ha querido destacar “este hecho justo ahora, antes de empezar una nueva
desescalada, porque la hacemos con respeto, responsabilidad, solidaridad y sobre todo con
la experiencia que hemos tenido, porque este paso adelante no signifique en unos días un
paso atrás”.

“La desescalada se tiene que hacer de manera lenta para no recaer en una cuarta oleada que ponga en peligro nuestra salud, el inicio de verano, la temporada turística y también la campaña de vacunación masiva necesaria para llegar al porcentaje de inmunidad suficiente para volver a abrirnos, recuperar las libertades de movilidad y por la reactivación económica”, ha resaltado.

Comentarios

comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here