Medio Ambiente y el GEN-GOB realizarán talleres para evitar capturas accidentales en aguas pitiusas

En la reunión, se han definido las líneas de acción prioritarias para ejecutar proyectos concretos que contribuyan a la preservación del medio natural y lo haga compatible con su uso

172
Exemplar de virot petit / Foto de l'arxiu de les Reserves Naturals de Es Vedrà, Es Vedranell i els illots de Ponent
Publicidad

El director general de Espacios naturales y biodiversidad, Llorenç Mas, y técnicas de la Red Natura 2000 se han reunido con representantes del GEN-GOB para acordar cuáles serán las primeras medidas a llevar a cabo en las Pitiusas, en el marco del convenio de custodia marina que mantienen las dos partes, ahora que ya se ha aprobado el Plan de gestión Natura 2000 Illots del llevant d’Eivissa.

En la reunión, se han definido las líneas de acción prioritarias para ejecutar proyectos concretos que contribuyan a la preservación del medio natural y lo haga compatible con su uso.

Así, se realizarán talleres participativos con el sector pesquero para informarles de los perjuicios de la captura accidental de especies protegidas como el ‘virot petit’, endemismo en peligro crítico de extinción, que es una de las especies clave que contempla el plan de gestión. Así como los harán partícipes para encontrar soluciones conjuntas.

Publicidad

El Plan requiere que se apliquen medidas de mitigación que eviten las capturas accidentales de aves marinas en las artes de pesca y establece un periodo de dos años para que las embarcaciones las apliquen.

El otro proyecto hace referencia a impulsar las empresas para que se adhieran al Sistema de reconocimiento de sostenibilidad del turismo de naturaleza de la Red Natura 2000. Está destinado a las empresas que se dedican a actividades en las áreas marinas de estas zonas protegidas en Eivissa y Formentera. El objetivo es conseguir la implicación y el compromiso en la conservación de estos espacios.

El director general de Espacios Naturales y Biodiversidad, Llorenç Mas, ha explicado la importancia de poner en marcha un proyecto como este que «gracias a un acuerdo pionero en todo el Estado, agentes sociales y ciudadanía participarán de forma directa en la conservación de los espacios naturales protegidos». «La educación ambiental y la formación son elementos clave para garantizar la preservación de lugares tan emblemáticos como Tagomago», ha añadido Mas.

La reunión mantenida se enmarca en el acuerdo firmado el pasado diciembre entre la Conselleria y las entidades ecologistas Soldecocos y GEN GOB por el cual se inició un proyecto piloto, pionero en el Estado, de custodia marina en las Pitiüses, que implica la sociedad en la conservación de los espacios de la Red Natura 2000.

Publicidad