GxF denuncia falta de responsabilidad del equipo de gobierno con la tramitación del concurso de los kioscos de playa

El partido en la oposición pide que se respete el trabajo realizado por los funcionarios del Consell y se proceda a la adjudicación a los aspirantes mejor puntuados para respetar sus derechos

694
Kiosco de playa en Formentera / imagen de archivo
Publicidad
Compartir

Gent per Formentera ha remitido un comunicado en el que se sostiene que «la lucha de poder entre el presidente y Sa Unió y las promesas que hizo Sa Unió en las últimas
elecciones, tanto en los antiguos concesionarios de los quioscos de playa como a los nuevos, están convirtiendo la situación en un verdadero peligro para la institución».

En este sentido apuntan que todos los miembros del actual equipo de gobierno prometieron lo mismo: «a los que habían ganado el concurso que se les adjudicaría lo antes posible y a los antiguos concesionarios que les prorrogarían la concesión o harían un nuevo concurso, sabiendo perfectamente que no podrían contentar a ambas partes».

Asimismo añaden que Sa Unió, como partido de la oposición a lo largo de cuatro años, disponía de toda la información. Así, sostienen, «eran conocedores de las bases del concurso a las que no presentaron ningún tipo de alegación, del trabajo de la mesa de contratación y de los resultados de su trabajo, así como de la llegada de la concesión
de Costas el día 26 de mayo de 2023; en resumen, tanto durante las elecciones como cuando entraron en gobernar conocían perfectamente el estado de la cuestión y han pasado nueve meses sin que se tome ninguna decisión».

Publicidad

Situación preocupante

Desde Gent per Formentera apuntan ser conscientes de que el concurso de los quioscos de playa va generar y genera mucha polémica, que se trata de un procedimiento que nunca podrá dejar contento todo el mundo y a lo largo del pasado mandato se trabajó para dejar el trabajo realizado y hacerlo correctamente.

«La situación actual es muy preocupante, ya que la resolución de este asunto está paralizada desde que se inició el mandato y ahora tenemos dos posiciones políticas opuestas dentro del Consell, funcionarios que ponen por escrito que el proceso está detenido por voluntad política, amenazas de responsabilidades penales hacia los miembros de la Junta de Gobierno y una falta absoluta de confianza en los juristas y técnicos de la institución que realizaron toda la tramitación», destacan desde GxF y añaden que desde hace nueve meses había dos opciones muy claras: «desistir del concurso (indemnizando a todos los quienes presentaron un proyecto) y hacer uno nuevo sin ninguna garantía de que saliera un resultado diferente o adjudicar a quienes salieron con la mayor puntuación. Pero Sa Unió ha sido incapaz de tomar ninguna decisión, sea cual sea; por el contrario, ha sido
buscando excusas e inventando falsedades para no hacer frente a las consecuencias de sus
engañosas promesas electorales».

Por todo esto desde Gent x Formentera solicitan que se respete el trabajo realizado por los funcionarios del Consell en la mesa de contratación y el criterio jurídico y económico del secretario y el interventor de la institución (miembros de la mesa), «y se proceda a la adjudicación a los aspirantes mejor puntuados para respetar sus derechos, proteger la seguridad jurídica del Consell y asegurar que este verano podamos recuperar los kioscos de playa, uno de los servicios esenciales y más apreciados por residentes y los turistas».

Publicidad